¿Cómo continuar siendo activos en home office y nueva normalidad?

productividad en home office

Nuestras vidas cambiaron, nuestras rutinas son totalmente diferentes a lo que estamos acostumbrados. Tus zapatos de tacón y ropa de oficina tienen meses guardados en el closet, pero esto no significa que debes descuidar tu forma de vestir en tu casa. ecuerda, arreglarte y vestirte de manera cómoda te permitirá mantener una actitud positiva y activa en tu día a día. Permanecer en pijama solo te hará querer regresar a la cama cada hora.

Las nuevas reglas del Home Office:

1.- Establece un horario para todo: configura tu celular y asigna horario para levantarte de la cama, para hacer tus comidas, colaciones, tomar tu descanso, lectura… todo. Esto te ayudará a cumplir cada una de las actividades que deseas.

2.- ¡A bañarse patos! Sí, el baño es muy importante para activarte. Iniciar tu día con un cuerpo limpio y fresco te llenará de energía y te sentirás más relajada. Utiliza algún jabón con esencias que te inviten a darte ese baño por las mañanas.

3.- ¡Arréglate! Esto no quiere decir que te tengas que vestir como si fueras a una junta ejecutiva en tu antigua oficina. Únicamente lleva a cabo tu rutina favorita de skincare y pon algo de color en tu piel. ¡Estrena ese nuevo labial que tiene meses guardado!, coloca un poco de rubor en tus mejillas. Arreglarse no implica que debas utilizar toneladas de maquillaje, hoy en día existen muchas opciones como el BBCream que son protectores solares con color. ¡Me encantan!

4.- Se vale que tengamos días que no tengamos humor para cambiarnos decentemente, pero no debemos descuidarnos. Existen muchas prendas cómodas que te harán lucir bonita aunque no precisamente andes por tu casa con el vestido que usaste para la boda de tu amiga. Intenta incorporar en tu outfit de la semana algunas mallas de compresión para esas horas sentada frente a la computadora y alguna ropa deportiva. Lo importante es elegir prendas cómodas, ligeras y que te hagan sentir muy bien.

aromaterapia
ducha
cuidado personal
home office exitoso

Recuerda siempre tener una buena actitud, programar tus actividades con tiempos y fechas de entrega para evitar las prisas y, sobre todo, disfrutar el momento. Pon en práctica estos pequeños consejos y ¡disfruta tu home office!